Bullying

Bullying

El Bullying o acoso desgraciadamente ha ido en aumento los últimos años, pero es algo que tenemos que comenzar a tratar desde casa.

Muchas veces nos enfocamos más a la víctima de acoso que a los otros involucrados debido a que es terrible la situación que pasan, pero debemos ponerle la misma importancia al niño que genera bullying ya que muchas veces ellos también son víctimas de otros niños y buscan a quien hacerle lo mismo.

 Los agresores, quienes, a su vez, son individuos con baja autoestima, tras una máscara de poder y fanfarronería buscan conseguir la aceptación de quienes se consideran superiores a ellos.

 

Físico. El agresor utiliza la fuerza para causar daño a su víctima.

Verbal. Son burlas, motes y perjuicios afines. En este sentido, el chantaje y la manipulación también suponen una forma de maltrato verbal.

Social. Puede darse en forma de exclusión social o de intimidación. En ambas, la víctima es acorralada por el agresor.

Cibernético. La víctima es objeto de todo tipo de maltratos y amenazas vía redes sociales. Por lo general, el agresor se vale de la intimidación, el chantaje y la generación de contenido multimedia vergonzoso para amedrentar a su víctima.

Carnal. Tal y como su nombre indica, implica la invasión del espacio personal en el ámbito sexual.