¡Cárgalo! No es malo

¡Cárgalo! No es malo

Cargar a tu bebé además de ser algo placentero te ayuda a formar a un niño sano, con mayor autoestima, desarrollo y seguridad.

Para llevar a cabo esta función te recomendamos el uso de un rebozo, ya que te sentirás mucho más cómoda y con libertad de movimiento.

Estos son los beneficios que tendrán tú y tu bebé al estar todo el tiempo juntos:

  • Siempre se sentirá acompañado
  • Conocerá el mundo sintiéndose seguro
  • Tendrá beneficios: psicológicos, físicos, neurológicos
  • Crecerá sintiéndose muy cerca de tu corazón
  • Aumenta su desarrollo neuronal
  • Tiene estimulación de movimiento
  • Aprenderá a dormir solo más tiempo
  • Llora menos y eliminará la ansiedad
  • Disminuyen cólicos y vómitos
  • Gana peso y facilita la lactancia

 Beneficios para la mamá:

  • Tu espalda no se lastimara con el uso del rebozo
  • Podrás amamantar cada que sea necesario
  • Realizarás tus tareas habituales con plena libertad y comodidad
  • Tendrás menos probabilidad de depresión postparto
  • Conocerás las necesidades reales de tu bebé
  • Pierdes peso
  • Haces más fuerte el vínculo amoroso

¡Inténtalo sólo será bebé una vez!