¡Otra vez tiene hipo! ¿Cómo lo puedes evitar?

¡Otra vez tiene hipo! ¿Cómo lo puedes evitar?

A todos nos ha dado alguna vez este espasmo –un tanto incómodo– que causa un sonido parecido a “hip”. Pero ¿sabes cómo se produce? Es conocido también como singulto y ocasionado por un movimiento involuntario de los músculos aspiratorios, principalmente del diafragma, seguido de un cierre brusco de las cuerdas vocales.  Lo más común es que el hipo dure unos minutos, pero puede suceder que se alargue a días o semanas. Esto no suele ser muy frecuente y, normalmente, es signo de otro problema de salud.

Evita el hipo con estos tips:

  • Estimulación vagal: consiste en beber agua repetidamente y, en el caso de los menores de seis meses, amamantarlos para que su diafragma se relaje.
  • Juegos: Si es causado por estrés o alguna emoción fuerte, intenta realizar algunas actividades divertidas con él para distraerlo y tranquilizarlo.
  • Ayúdalo a eructar después de comer: mantenlo en posición vertical contra tu hombro y dale unas palmadas suaves en la espalda.
  • No lo recuestes de inmediato tras una comida pesada.
  • Evita darle alimentos picantes, ácidos, grasosos o muy condimentados.

Es muy frecuente durante el primer año de vida debido a que el diafragma aún está inmaduro y tiene contracciones irregulares. Generalmente no ocasiona ninguna enfermedad pero puede ser muy molesto.

Si los ataques persisten durante dos días sin descanso o le dan mientras duerme, ya que podría ser señal de meningitis, otitis media, un cuerpo extraño en el oído, bronquitis, asma o alguna enfermedad esofágica. Más de 50% de los casos de hipo persistente están relacionados con la enfermedad de reflujo gastroesofágico.

arriba
Añadido al carrito:
No se pudo agregar al carrito :
¡Producto añadido correctamente a la Lista de Deseos!