Qué hacer para que a tu hijo le guste la escuela

Qué hacer para que a tu hijo le guste la escuela

Aunque tal vez en el primer día de clases todo haya sido miel sobre hojuelas, hay ocasiones en las que con el pasar de los días la escuela comienza a generarle conflictos a tu hijo al grado de que no le guste.

 

¡No te estreses! Esto es muy normal y sucede debido a que el cambio de rutina y la presión escolar hacen que los niños quieran regresar a sus siestas y juegos del día.

 

  1. Explícale la rutina

Es muy normal que los niños tengan cierto temor a lo desconocido, pero esto lo puedes aminorar contándole a detalle cómo será su día, qué tipo de actividades tendrá y en qué momentos estarás con él.

 

  1. Intégralo a los preparativos

Desde la noche anterior, haz que él aliste su uniforme y te acompañe realizando actividades para preparar su lunch. Mientras estén juntos destaca las ventajas de ir a la escuela y las oportunidades que tendrá de hacer nuevos amigos y conocer cosas nuevas.

 

  1. Motívalo todo el tiempo

No se trata de que seas su porrista personal, pero sí de recordarle lo talentoso que es y lo que puede alcanzar si aprovecha todo lo que está aprendiendo en la escuela.

 

  1. Platica sobre lo que no le gusta

Si se resiste a ir a la escuela es seguro que hay cosas que no le gustan y no sabe cómo resolverlas. Escucha sus inquietudes y ahonda en temas sobre el trato con sus amigos y las presiones que siente por parte de los profesores. Juntos pueden encontrar soluciones y, si es el caso, podrías agendar una cita escolar para tratar algunos temas.

 

  1. Ayúdalo a hacer amigos

Tener amigos en la escuela es sinónimo de contar con una red de apoyo en cualquier momento. Ayuda a tu hijo a hacer amigos: organiza reuniones de juego con su mamá, o invita a un grupo de compañeros a jugar en casa.